viernes, 17 de febrero de 2017

Billy Bond, Basta ya


TE DIGO BASTA YA

Basta ya, basta ya,
y va en serio,
y va en serio,

basta ya, basta ya, basta ya.

Y va en serio,

basta ya, basta ya,
y va en serio, y va en serio,

basta ya, basta ya,
basta ya, basta ya.



Billy Bond: voz y guitarra. Autores: Bondo (Giuliano Canterini, La Spezia, Liguria, Italia, 19 de noviembre de 1944) y Jorge Álvarez (Buenos Aires, 1932 - 5 de julio de 2015).
En: Buenos Aires Blues, La Pesada, elepé editado en 1972. Foto: Jmp
LA PRIMERA VEZ QUE CAÍ EN CANA
Hace unos días,  me escribe mi primo Omar: “Hola querido primo, espero poder ayudarte, fue en el carnaval y vos tenías 14 años, así que allí tenés para sacar el año. Un abrazo, bendiciones”. La fecha ya la sabía, pero la quise corroborar. Era la primera vez que visitaba Corrientes, viajamos al carnaval en auto, con un hermano y dos primos, todos más grandes que yo. Días atrás había cumplido 14 años. Era el final de la dictadura de Lanusse. Y esa noche caímos presos (mi primo por intentar defenderme de la policía). Me ablandaron a palos, mis piernas quedaron adormecidas, y del fondillo del traste me tiraron dentro de un furgón policial sin ventanillas (no puedo pensar ahora las características reales del vehículo). Había otros comensales, compañeros de desgracia, algún integrante de la comparsa Ará Berá, eso creo recordar. Me llevaron a una comisaria, pasé muchas horas en un calabozo, solo. Incomunicado. Ahora digo que mi primo cayó preso, pero no lo recordaba, él me lo hizo recordar hace un tiempo atrás, que había caído conmigo. Estaba solo, y ellos iban a aparecer en cualquier momento. Fue cerca del mediodía o en las primeras horas de la tarde. El comisario me dijo que venía de La Plata. Que cumplió funciones. Allá están todos “loquitos”, dijo. Me caés bien, pibe, no te tocaron la cara, ¿viste?, pero córtate el pelo. Y fíjate lo que hacés.

Desde ese día me vengo fijando.