jueves, 24 de diciembre de 2009

Tom Waits – Christmas card from a hooker in Minneapolis


Que la poesía siga siendo el eco, esa respuesta a medias que encontramos en el cotidiano preguntar, goce y conocimiento; y en el mientras tanto, desde Libros de la talita dorada, Aromito y tuitos los espacios sensibles, brindo a la salud de todos: Chin chin, y hasta el fondo. josé maría
Tarjeta navideña de una prostituta en Minneapolis

Ey, Charlie, estoy embarazada,
y vivo en la calle 9,
justo arriba de una sucia librería
en la esquina con la avenida Euclid,
y dejé de drogarme,
y dejé de tomar whisky,
y el viejo toca el trombón,
y trabaja en la autopista.

Y dice que me quiere,
e incluso, pese a que no es su hijo,
dice que lo va a criar
como si fuera suyo.
Y me dio un anillo
que llevaba su madre,
y me lleva a bailar
todos los sábados por la noche.

Ey, Charlie, pienso en vos
cada vez que paso por una estación de servicio,
por toda esa grasa
que solías tener en el pelo.
Y todavía tengo ese disco
de Little Anthony and the Imperials,
pero alguien me robó mi tocadiscos,
¿qué te parece eso?

Ey, Charly, casi me vuelvo loca
cuando a Mario lo agarraron,
así que me volví a Omaha
a vivir con mi gente,
pero todos los que conocía,
estaban o muertos o en la cárcel,
así que volví a Minneapolis
esta vez creo que me quedo.

Ey, Charlie, creo que soy feliz,
por primera vez desde mi accidente,
y ojalá tuviera toda el dinero
que solíamos gastar en droga.
Me compraría un negocio de autos usados,
y no vendería ninguno de ellos.
Me encantaría nada más manejar un auto diferente
cada día, dependiendo
de cómo me sienta.

Ey, Charlie, por Dios,
¿querés saber la
verdad de esto?
No tengo esposo,
no toca el trombón,
y necesito pedir plata prestada
para pagar este abogado.
Y Charlie, ey,
me van a dar libertad bajo palabra,
vení el día de San Valentín.

_
Del álbum "Blue Valentine", 1978
_

12 comentarios:

jorge ariel madrazo dijo...

Gracias, querido JOSÉ MARÍA

Alzo mi copa porque sigamos mordiendo, y cada vez mejor,
y porque todas nuestras realidades se conviertan en sueños.

jorge ariel

Adda-Nari dijo...

Te agradezco mucho, Talita, por lo lindo y grandioso que me enviaste. TE deseo una FELIZ NAVIDAD y que el año 2010 te proporcione todo lo bueno y bello. Besitos. Adda.

Alberto Piazza dijo...

También el eco es cuando vencemos el cinismo del silencio, vencemos las purezas ideológicas y atentos NO permitimos el ninguneo entre nosotros los poetas.

Un gran abrazo para vos José María.

Eduardo Espósito dijo...

Un abrazo grande para alguien que sabe como terminar el año con altura. Grande la poesía de Waits y grande vos J.M. , casi como mi abrazo.

Anónimo dijo...

Gracias por tus saludos y por ayudarnos a crecer un poco en el camino de la poesia.¡Feliz Navidad!
Rosa Zulema

Maria Laura Fernandez dijo...

aguante la poesía
y
sigan mordiéndonos
con cada poeta,
en cada poema...

no aflojen!!!

así es perfecto

gracias por eso

laura

Anónimo dijo...

Salud, compañeros. Eso sí: ¡Salud y RS!

Alberto Szpunberg

CÉSAR PALUMBO dijo...

JOSÉ MARÍA: UN ABRAZO ENORME.-
QUE SIGA LA POESÍA.-
CÉSAR

Carlos Roberto Morán dijo...

Gracias, poeta, la selección es excelente. Un gran abrazo desde Santa Fe y felicidades.
Carlos Roberto Morán

Raul Oscar dijo...

Desde mi insòlita sobriedad en estas horas te doy este abrazo navideño. A vos Josè, y a la minneapolitana cascoteada como tantos, que ojala zafemos en 2010. Gracias por este oasis de poesìa.

Anónimo dijo...

Gracias Jose Marìa, este año la mordida ha sido espectacular, esperemos que el pròximo haya màs, un abrazo en la poesìa de Milagros Rodrìguez

Nélida Martinelli dijo...

Terrible
Terriblemente triste
Terriblemente hermoso